Alfa Laval - Merco

Merco

Las centrífugas de boquilla Alfa Laval Merco están diseñadas específicamente para satisfacer las necesidades de separación de las empresas involucradas en el procesamiento de almidón. Construido para hacer frente a altas cargas de sólidos, con un enfoque en un mejor rendimiento, bajo consumo de energía y fácil mantenimiento.

Merco32 Product image 640x360

La gama de separadores Merco es diferente de las centrífugas de boquilla multiusos convencionales, especialmente desarrolladas para satisfacer los requisitos de procesamiento de almidón. Estos involucran altas cargas de sólidos y descarga continua, combinados con la necesidad de evitar bloqueos de boquillas.

Las centrífugas de boquilla Merco ahora se utilizan ampliamente en la industria del almidón para procesos que incluyen la separación primaria del almidón, el espesamiento del gluten, el espesamiento de la corriente del molino y la clarificación de harinillas. Como parte de esto, se utilizan para clasificar, concentrar y lavar sólidos, y para clarificar líquidos que contienen concentraciones relativamente altas de sólidos.

La característica clave del diseño de Merco es un sistema de recirculación especial en el que los sólidos se pueden recircular a las boquillas en el borde del recipiente, al mismo tiempo que se agrega agua de lavado. Esta capacidad única significa que los usuarios pueden ajustar la configuración de producción mientras el sistema está en funcionamiento, simplemente variando la extracción de la boquilla.

El operador puede cambiar la división y la concentración mediante un simple ajuste de la válvula de extracción de flujo inferior en la línea de descarga. Esto proporciona una forma excepcionalmente eficiente de controlar el proceso de separación al determinar exactamente cuánto flujo inferior se eliminará, cuánto se reciclará de regreso al rotor y cuánta agua de lavado se agregará.

Esto también hace posible el uso de boquillas de gran diámetro que pueden lidiar con variaciones en la concentración de alimento, además de ayudar a prevenir bloqueos. Esto, a su vez, hace que la unidad sea más versátil y facilita la variación de los procedimientos en función de las características de los flujos de alimentación individuales.

Actualmente se encuentra disponible una amplia gama de diferentes modelos Merco, con capacidades de hasta 1.000 toneladas por día.

Cómo funciona

The disc stack centrifuge at the heart of the Merco design employs centrifugal forces of up to 10,000 G to force the denser solids in a feed flow outwards against the bowl wall, while the less dense liquid phases form concentric inner layers. Special “disc stack” plates provide additional surface area for these solids to settle on, speeding up separation dramatically. The two different liquid phases meet at the interface position. To achieve concentration and separation with maximum efficiency, Merco centrifuges feature over-sized nozzles and larger openings between the discs.

The bowl is driven by a vertically mounted motor, via two bound V-belts. A large number of nozzles are placed around the periphery of the bowl, at a narrow angle from the tangent, in order to recover energy from the material being discharged through the nozzles. These nozzles are made of tungsten carbide, so they can withstand the effects of abrasive solids. The Merco centrifuge is also equipped with sensors for monitoring a wide range of different parameters, including bowl speed, vibration and bearing temperature.

The Alfa Laval Merco design is unique in making it possible to alter production settings while in operation, simply by adjusting the underflow draw-off valve in the discharge line.

To reduce maintenance costs and keep repair downtime to a minimum, the bowl is supported by a special overhead bearing cartridge with a very long service life. It is also quick and easy to replace when necessary.