Alfa Laval - Procesado de edulcorantes

Procesado de edulcorantes

Alfa Laval cuenta con soluciones de evaporación de eficacia probada para todo tipo de procesos de fécula y edulcorantes: desde componentes individuales hasta sistemas de evaporación integrales. Nuestras soluciones proporcionan numerosos beneficios, como un tamaño compacto, una coloración mínima y una alta eficiencia energética. Los sistemas de evaporación Alfa Laval se utilizan en centenares de factorías de todo el mundo y procesan una amplia variedad de edulcorantes.

Sweetener evaporation 640x360

Sistemas compactos

Los sistemas de evaporación Alfa Laval AlfaVap se basan en un diseño de placa y bastidor especialmente concebido para los evaporadores. Gracias al diseño compacto y a la eficiencia térmica excepcional de las unidades AlfaVap, la instalación integral es mucho menor que los sistemas similares basados en la tecnología de carcasa y tubo. Y si lo necesita, también puede ampliar fácilmente la capacidad simplemente añadiendo más placas a los evaporadores de placas.

Gracias al tamaño compacto y a la reducida altura de los sistemas de evaporación AlfaVap, se requiere menos potencia de bombeo para mantener el líquido circulando, reduciendo así los costes de energía.

Ahorro energético

La forma más eficaz de reducir el consumo de vapor en sistemas de evaporación es aumentar el número de módulos. Cada módulo ahorra vapor y reduce los costes energéticos. Debido a su diseño compacto, el sistema de Alfa Laval puede contener más módulos en un espacio determinado que cualquier otro sistema de película descendente tradicional.

Su pequeño tamaño también permite adaptar los sistemas de película descendente existentes con un módulo extra de Alfa Laval, lo que se traduce en un consumo de vapor hasta un 33 % menor.

La alta eficiencia térmica de los evaporadores de placas posibilita el uso de fuentes de calor muy diversas, como la compresión mecánica y térmica o los vapores residuales de las secadoras.

Menos mantenimiento, más tiempo de actividad

El flujo altamente turbulento de un evaporador de placas lo hace menos susceptible a las incrustaciones. La temperatura de evaporación en un evaporador Alfa Laval es también menor que casi cualquier otro diseño, lo que reduce el riesgo de incrustaciones. El resultado es un sistema con muchas menos incrustaciones, menos costes de mantenimiento y mayor tiempo de actividad.

Todas las superficies son fácilmente accesibles para su mantenimiento y se pueden limpiar in situ sin mover la unidad de su lugar.

Producto de alta calidad

La baja temperatura combinada con el breve tiempo de permanencia en el evaporador de placas (debido a un volumen de retención bajo) asegura un producto final de alta calidad con una coloración mínima.

El bajo volumen de retención también permite un arranque rápido y suave con su sencillo control.

La solución ideal para fluidos de alta viscosidad

Un sistema de evaporación Alfa Laval puede manejar fácilmente fluidos superiores a 300 cP, el límite habitual de los evaporadores de película descendente. Cuanto mayor sea la viscosidad, mayor será la eficiencia relativa del sistema de Alfa Laval comparado con otras tecnologías.